Home Sociedad YouTube se compromete a bloquear todo el contenido antivacunas

YouTube se compromete a bloquear todo el contenido antivacunas

YouTube ha anunciado que bloqueará todo el contenido antivacunas en su plataforma, ampliando su alcance más allá de la COVID-19.

El sitio de intercambio de videos ha presentado su política actualizada de desinformación médica en una entrada de blog, publicada el miércoles último. Esto incluye contenidos que alegan que las vacunas aprobadas causan efectos crónicos en la salud, como el autismo, el cáncer o la infertilidad, que no reducen la transmisión o contracción de enfermedades o que las sustancias de las vacunas pueden rastrear a quienes las reciben.

Estas normas se aplicarán tanto a las inmunizaciones rutinarias para enfermedades como el sarampión o la hepatitis B, como a las declaraciones generales sobre las vacunas.

YouTube explicó que había “aprendido importantes lecciones sobre cómo diseñar y aplicar políticas de desinformación médica matizadas a escala” al abordar la desinformación sobre la pandemia de COVID-19 junto con las autoridades sanitarias. En este proceso, “trató de equilibrar nuestro compromiso con una plataforma abierta con la necesidad de eliminar contenidos perjudiciales atroces” y reveló que había eliminado más de 130.000 vídeos por violar sus políticas sobre la vacuna COVID-19 desde el año pasado.

La compañía de medios sociales añadió: “Hemos visto constantemente que las afirmaciones falsas sobre las vacunas contra el coronavirus se han extendido a la desinformación sobre las vacunas en general, y ahora estamos en un punto en el que es más importante que nunca ampliar el trabajo que comenzamos con COVID-19 a otras vacunas.”

Sin embargo, dijo que hay “importantes excepciones” a estas nuevas directrices debido a “la importancia de la discusión y el debate públicos para el proceso científico”. Por lo tanto, el sitio seguirá permitiendo contenidos en torno a las políticas de vacunas, los nuevos ensayos de vacunas y los éxitos y fracasos históricos de las mismas. Además, los testimonios personales relacionados con las vacunas están permitidos siempre que el canal “no muestre un patrón de promoción de las dudas sobre las vacunas”.

El anuncio se produce después de que YouTube decidiera el martes eliminar de su sitio los canales en alemán de la cadena rusa RT, respaldada por el Estado, por infringir su política de desinformación COVID-19.

Con información de El Mundo.