Home Entrevistas Oscar Córdoba, ex arquero de Boca Juniors: “Para mí, es más fácil...

Oscar Córdoba, ex arquero de Boca Juniors: “Para mí, es más fácil atajar un penal que detectar una falla de seguridad”

Por Jorge González.

El ex arquero de Boca Juniors, el colombiano Oscar Córdoba, dijo a Ciberseguridad LATAM que para él “es más fácil atajar un tiro desde el punto del penal que detectar una falla de seguridad” en su computadora.

“La seguridad de mi computadora me toca dejarla a un experto que me asesore”, afirmó el ex guardavalla de la selección Colombia, y precisó que “en ciberseguridad, una intrusión en un sistema marca una falla, y en fútbol es algo similar, porque una defensa puede resistir varios ataques, pero te hacen un gol y podés perder un partido”.

Córdoba, como invitado de honor, participó recientemente del Illumination Summit: En fútbol y ciberseguridad, defender es más difícil que atacar, que estuvo organizado por Lumu Technologies, compañía experta en seguridad tecnológica.

En la sesión, la empresa presentó su visión sobre la criticalidad y la urgencia de visualizar compromisos en tiempo real en la era post pandemia.

“Siempre necesitamos de todos para lograr los objetivos trazados”.

“El fútbol de hoy te lleva a que en todo momento estés pensando en defensa y en ataque. Los arqueros deben estudiar y saber las características de los rivales, leer los comportamientos, los gestos y las rutinas. Esta ‘data’ es la información estratégica que te permitirá detener una jugada durante el partido”, afirmó durante el evento en línea del que participó Ciberseguridad LATAM.

Nacido el 3 de febrero de 1970, en Cali, Oscar Córdoba fue campeón en la temporada 1996-97 con América de Cali, en Colombia, y en Argentina con Boca Juniors en los torneos Apertura 1998, Clausura, 1999 y Apertura 2000. Fue campeón de la Copa Libertadores de América en 2000 cuando se convirtió en el arquero estrella de Boca en la serie de penales ante el Palmeiras, en San Pablo, y 2001, ante el Cruz Azul, de México, en Buenos Aires. También fue campeón Intercontinental en Japón en 2000 cuando el equipo xeneize derrotó al Real Madrid, 2 a 1, en Tokio, y en 2001 con la selección Colombia, que se adjudicó la Copa América. Coronó su brillante carrera futbolística consagrándose campeón en Turquía, atajando para el Besiktas, en 2003 y 2006 y, actualmente, es panelista en el programa Fox Sports Radio Colombia, de la cadena Fox Sports.

¿Que es más difícil para vos, atajar un penal o detectar una falla de seguridad en tu computadora personal?

Para mi es más fácil atajar un penal…. la seguridad de mi computadora me toca dejarla a un experto que me asesore.

Por lo que sé, ciberseguridad es la capacidad de tener la visibilidad para saber a qué adversarios estás enfrentando. En el caso del fútbol, un arquero no puede dudar ante un ataque. Hay que frenarlo. Por eso yo practicaba mucho. La gente no se imagina todo el trabajo previo que se hace para entrar a la cancha. Me preguntaban muchas veces cuál era mi amuleto de la suerte, y yo les respondía “entrenar toda la semana: practicar, practicar, practicar”. Ese es el método. Yo tenía un entrenamiento sencillo: agacharme, recoger el balón, encajonar el balón, cada movimiento lo repetía entre ocho y diez veces para que esos movimientos se grabaran, para que tuviera repentización. Hoy la tecnología te lleva a tener información de primera mano.

Por ejemplo, cuando llegamos a la final de la Copa Libertadores de América, en 2000 con Boca Juniors frente al Palmeiras, en la previa, nos reunimos con el director técnico Carlos Bianchi, con su ayudante de campo, Carlos Ischia, con el Pato (Roberto) Abbondanzieri, vimos videos, cómo ejecutaban los penales los jugadores del Palmeiras, y cómo atajaba su arquero Marcos. Y analizamos cómo le entraban a la pelota cada uno de ellos y en qué dirección tiraban. Cuando uno prepara todo ante una eventualidad, en una empresa se llama protocolo. Nosotros nos preparamos. Pero cuando terminó el partido, que igualamos cero a cero, Bianchi me preguntó: “¿cómo estás para los penales?” “Carlos, no me acuerdo nada. Jugué todo el partido, mucha adrenalina”, respondí. “Entonces, Ischia va a estar detrás de tu arco y te va a ir gritando como lanzan”. Muy bien, Alex de Souza, palo izquierdo, cuando voy a atajar me adelanto y veo que la bola me pasa por debajo. Claro él no sabía que yo lo había analizado. Con Faustino Asprilla, yo lo conocía desde hace 14 años, él pateaba al palo derecho. Y ahí fuí. Si tengo que hacer una analogía, en ciberseguridad, la defensa es difícil, porque el que te patea quiere hacerte daño, por eso es necesario estar en todos los detalles para impedir eso. Y la tecnología te brinda eso, conocimiento para analizar a todos los rivales.

El fútbol es defensa y ataque permanente…

Claro. Y el fútbol ha evolucionado. El arquero líbero es importante. Hoy el fútbol te lleva a que en todo momento se esté pensando en defensa y ataque. Yo por eso practicaba mucho sacar bien con derecha o izquierda. Tiros largos. Después del entrenamiento me quedaba ensayando 15 minutos con pierna derecha, 15 minutos con izquierda y así . Porque un arquero que saca bien es importante, posibilita un buen contraataque que puede terminar en gol. No es sólo saber atajar. Sino también salir rápido, estar atento. El arquero alemán Marc-André ter Stegen saca bien. Donde pone el ojo pone la bala. También el chileno Claudio Bravo. Eso ha mejorado el fútbol mundial.

Para vos, ¿cómo influyó la tecnología en el fútbol?

Influyó muchísimo, en muchos aspectos. En mi época se hablaba sólo de fútbol, hoy es distinto. Los clubes cuando contratan se fijan no sólo en el entrenador sino que en el cuerpo técnico haya un buen analista de video, de números, de cuánto corrió un jugador, te ponen un chip. Cuando jugaba corríamos 6 kilómetros, y ahora se mide hasta los pasos que da un arquero; hay videos para el mediocampo, para el ataque, para la defensa. En eso el fútbol ha evolucionado. Ahora se miden calorías, zona de calor. Hoy el que tiene toda la información es el ganador. Todo se vende. Y los clubes tienen merchandising, todo es tenido en cuenta, y el que no evoluciona se queda en la prehistoria.

Y en mi posición, por ejemplo, no sólo se requiere un arquero que sepa atajar sino que también juegue con los pies, que lance buenos pases, si es posible a los pies de los atacantes, que están listos para encarar hacia el arco rival. Por eso digo que en el fútbol no hay suerte, sino trabajo. Yo no tenía suerte, sino que trabajaba y trabajaba. No nací en cuna de oro. Dediqué horas al entrenamiento.

¿Cuales son tus arqueros preferidos?

Como te dije, ter Stegen y Bravo.

“Para mi es más fácil atajar un penal…. la seguridad de mi computadora me toca dejarla a un experto que me asesore”.

¿René Higuita fue el mejor arquero que viste?

Para mí siempre será Pedro Antonio Zape, el ex arquero del América de Cali, del Deportivo Cali y de la selección Colombia. Pero también debo decir que Higuita era un adelantado, solo que los locos y los genios no son comprendidos, pero fue un adelantado en su tiempo. ¡A mí me faltan las mechas y el bigote para ser lo que él era!

La última tecnología que irrumpió en el fútbol y con cierta polémica fue el VAR (Video Assistant Referee). ¿Cuál es tu opinión al respecto?

Totalmente de acuerdo, lo defiendo. Por ejemplo, ustedes en informática hablan del cortafuegos (firewall, que es la parte del sistema diseñado para bloquear el acceso no autorizado). Y acá lo que hay que reducir son los errores. Por eso defiendo el VAR. Imaginate si como club contrato a Cristiano Ronaldo o Lio Messi, me gasto 500 millones en traerlos a mi equipo, y por una mano en el área que el árbitro no vio me eliminan de un torneo. El VAR es para evitar que haya injusticia en el fútbol.

¿Cuál fue el momento más feliz de tu carrera futbolística?

Son dos… ganar la Copa América para mi país y la primera Copa Libertadores …. fue mi revancha a la pérdida de la copa Libertadores del 96 jugando para América de Cali.

¿Cuál fue el secreto de tu éxito para atajar tantos años en el primer nivel del fútbol?

Fue fundamental la disciplina …. el objetivo siempre claro de querer rendir al máximo… y lo más importante me levantaba todos los días con alegría pensando en la nueva atajada que iba a realizar.

“Hoy la tecnología te lleva a tener información de primera mano”.

La mejor anécdota que recuerdes de Boca-Real Madrid.

En el sorteo del uniforme perdimos. Y me tocó salir con el buzo Negro con blanco y gris. … mis compañeros le tenían mucha fe al uniforme amarillo … así que deje entrar al equipo al terreno de juego y antes de arrancar el segundo tiempo salí con el buzo amarillo. Oscar Ruíz, que era el árbitro, no pudo hacerme cambiar de uniforme….

¿Qué enseñanza te dejó Carlos Bianchi?

Todos éramos importantes… la foto del primer día … no es igual a la foto de la final … siempre necesitamos de todos para lograr los objetivos trazados.



En off

¿Una ciudad que recomendarías conocer? Estambul.

¿Un país que te agradaría visitar? Egipto.

¿Una comida preferida? Pasta.