Home Gobierno Huawei: La prohibición del comercio de EE.UU. hará que el 2020 sea...

Huawei: La prohibición del comercio de EE.UU. hará que el 2020 sea “difícil”

El gigante chino de las telecomunicaciones, Huawei, se prepara para un “difícil” 2020, ya que es probable que las preguntas sobre la seguridad nacional y la prohibición del comercio de EE.UU. se prolonguen durante el nuevo año, según un mensaje publicado por el presidente rotativo de la compañía, Eric Xu.

En un mensaje de fin de año a los empleados, Xu señaló que espera que Huawei permanezca en la llamada “Lista de Entidades” durante el próximo año. Esa nómina, mantenida por el Departamento de Comercio de los Estados Unidos, es una lista negra que prohíbe a las organizaciones adquirir bienes o servicios estadounidenses sin obtener primero una licencia de exportación del gobierno.

Con la empresa en la lista negra del Departamento de Comercio, junto con la Administración Trump, que califica a Huawei como una amenaza a la seguridad nacional, Xu reconoció que el año 2020 seguirá siendo difícil para la empresa, para mantener su estrategia de crecimiento corporativo, que incluye inversiones en computación en nube, redes 5G, teléfonos inteligentes y nuevas tecnologías como la inteligencia artificial.

“En 2020, seguiremos estando en la Lista de Entidades de EE.UU.”, dice Xu. “No creceremos tan rápidamente como lo hicimos en la primera mitad de 2019, crecimiento que continuó a lo largo del año debido al gran impulso del mercado. Será un año difícil para nosotros”.

Sin embargo, pese a la prohibición de Estados Unidos, Bloomberg informó en noviembre que el Departamento de Comercio ha comenzado a aprobar licencias para que las empresas estadounidenses continúen trabajando y haciendo negocios con Huawei y suministren a la empresa tecnologías como microprocesadores.

A pesar de las preocupaciones y la prohibición del comercio, el mensaje de Xu puso de relieve los éxitos de Huawei durante el año pasado, que incluyen ingresos por ventas estimados en más de 850 mil millones de yuanes (122 mil millones de dólares), un incremento del 18 por ciento con respecto al año anterior.

Esas cifras, sin embargo, son inferiores a los proyectos de ingresos originales de Huawei, señala Xu.

En su mensaje, Xu también señala que Huawei continuará renovando y diversificando su cadena de suministro global, que seguirá incluyendo algunos proveedores con sede en los Estados Unidos, con el fin de aumentar su crecimiento corporativo, así como mejorar la seguridad en torno a su propia propiedad intelectual y los datos de sus clientes.

“Debemos aumentar la diversidad de la cadena de suministro, ya que esto es esencial para la seguridad de nuestro suministro”, dice Xu.

Esta reelaboración y diversificación de su cadena de suministro global también incluye una inversión de cinco años y 2.000 millones de dólares en el desarrollo de software propio de Huawei para dar a la empresa una ventaja competitiva y hacerla menos dependiente de otros desarrolladores.

Una de las mayores iniciativas para Huawei en 2020 será la construcción de nuevas redes 5G para sus clientes y gobiernos, pero ésta sigue siendo otra área en la que la compañía probablemente continuará chocando con la Administración Trump, así como con otros legisladores estadounidenses preocupados por cuestiones de seguridad nacional.

“Necesitamos impulsar activamente el desarrollo global de 5G y aprovechar las oportunidades en el despliegue de la red”, dice Xu.

Durante el año pasado, la Casa Blanca ha convencido a varios de sus aliados más cercanos, entre ellos Australia, Nueva Zelanda y Japón, para que impidan que el equipo de telecomunicaciones de Huawei participe en al menos una parte de sus próximos despliegues de 5G (véase: El papel de Huawei en las redes 5G: una cuestión de confianza).

Por su parte, Huawei siempre ha negado las acusaciones de que la compañía es una amenaza a la seguridad o que sus equipos de telecomunicaciones serían utilizados como una puerta trasera para que el gobierno chino espíe a los clientes o a los gobiernos que utilizan su tecnología.

Los Estados Unidos también están presionando al gobierno del Reino Unido para que prohíba a Huawei el despliegue de sus 5G, y se espera que el Primer Ministro Boris Johnson tome una decisión sobre la compañía en enero, según la BBC.

Huawei ha tenido más éxito últimamente en Europa continental, donde Alemania anunció recientemente que permitiría a la compañía proveer equipo de telecomunicaciones para su red 5G, según CNBC.

En octubre, la Comisión Europea y la Agencia Europea para la Ciberseguridad emitieron una evaluación de seguridad sobre la seguridad de la red 5G y señalaron que ningún país debería depender de un solo proveedor para construir estas redes de próxima generación, pero no llegaron a nombrar a Huawei como una amenaza directa a la seguridad.

Mientras Huawei continúa ofreciendo sus equipos de telecomunicaciones a clientes en Europa, Asia y África, los Estados Unidos siguen tomando medidas drásticas contra la compañía, y ahora ofrecen incentivos a los operadores inalámbricos para que se quiten sus equipos.

En noviembre, la Comisión Federal de Comunicaciones votó unánimemente para prohibir a las compañías de telecomunicaciones el uso de fondos de la FCC para comprar equipos de Huawei, así como de ZTE, ya que ambos representan una “amenaza a la seguridad nacional”. Además, la FCC está ofreciendo a las compañías dinero para retirar este equipo de las redes existentes.

Con información de: FayerWayer