Home Gobierno Estados Unidos estudia ampliar el veto a empresas chinas de cámaras de...

Estados Unidos estudia ampliar el veto a empresas chinas de cámaras de vigilancia

Tras la prohibición a Huawei, el gobierno de Donald Trump está considerando prohibir las tecnologías de vigilancia producidas por cinco empresas chinas, añadiendo a Hangzhou Hikvision Digital Technology Co. y Zhejiang Dahua Technology Co. a una lista negra que les impediría comprar tecnología estadounidense, de acuerdo a lo revelado por The New York Times y Bloomberg.

Las cámaras de Hikvision se utilizan en todo el mundo, lo que ha suscitado preocupación de Estados Unidos, en materia de derechos humanos, dada la reciente revelación de que casi 1,2 millones de musulmanes fueron reprimidos, y están detenidos en campos de Xinjiang, donde Hikvision ganó cinco contratos por valor de miles de millones de yuanes el año pasado. Además, las cámaras de Hikvision o Dahua, son aptas para el reconocimiento facial, lo que podría emplearse para espionaje.

“Esperamos que la empresa reciba un trato justo y equitativo”, dijo Huang Fanghong, secretario de la junta directiva de Hikvision, en un comunicado. Los representantes de Dahua no tenían comentarios inmediatos, según Bloomberg.

Las pruebas apoyan las afirmaciones de que Hikvision está involucrada en los esfuerzos de vigilancia realizados en Xinjiang, a pesar de que la empresa afirma que no es más que un proveedor de productos.

“El propio sitio web de Hikvision contradice directamente esta afirmación”, escribió Charles Rollet para IPVM. “En 2017, Hikvision anunció con orgullo que había ganado un proyecto de ciudad segura de 79 millones de dólares en Urumqi, la capital de Xinjiang, afirmando que el proyecto incluía unas 30.000 cámaras y centros de datos.

“Los documentos de licitación también muestran que la propia Hikvision presentó una oferta directa y ganó proyectos de vigilancia de gran alcance en Xinjiang. Para un proyecto de 46 millones de dólares en el condado de Karakax (o Moyu) de Xinjiang, Hikvision figura como el único ganador en los documentos de licitación chinos, que incluso incluyen la dirección de su sede en Hangzhou y declaran que el proyecto es “BOT”, un esquema en el que las empresas construyen, operan y luego transfieren proyectos a las autoridades. Hikvision también aparece como el único ganador en los documentos de licitación para un proyecto de vigilancia de 53 millones de dólares en el condado de Pishan, que también indica su dirección en Hangzhou”.

Además, Hikvision, Dahua y otras compañías se han beneficiado “generosamente del impulso sin precedentes del presidente chino Xi Jinping para controlar a los 1.400 millones de personas del país”, según Bloomberg.

En 2016 IHS Markit informó que China tenía aproximadamente 176 millones de cámaras de videovigilancia en uso a través de sus calles públicas, edificios y espacios públicos, más del triple de los 50 millones utilizados en Estados Unidos, según informó Bloomberg.

Con información de: Exhaustiva.